miércoles, 20 de julio de 2016

Los grandes de la música boliviana Hernan Rivera Unzueta

Nació en la bella región de Totora en 1930, de esta bella región han surgido eminentes pensadores como el Dr. José Carrasco Torrico, juris-consulto y fundador de EL DIARIO. Totora es una ciudad y municipio de Bolivia, capital de la provincia José Carrasco en el departamento de Cochabamba, se encuentra a 142 km al este de la ciudad de Cochabamba, a una altura de 2.300 msnm. Se caracteriza por sus construcciones con una arquitectura colonial y republicano, con sus ondulantes tejados, donde se filmó la película “El día que murió el Silencio” el año 1998, al ingresar es lo primero que impacta al visitante, de allí también han surgido importantes intelectuales como el escritor Dr. Augusto Guzmán Martínez, Armando Soriano Badani y tantos ilustres totoreños.

Allí, precisamente, surge la figura de Don Hernán Rivera Unzueta, que desde muy pequeño tuvo que trabajar ayudan-do a su madre por el pan diario, sin una educación formal aprovechó su habilidad primero, tocando el armonio, luego con el piano y finalmente el acordeón, fue pro-fesor de música desde 1947, en la es-cuela de niñas La Paz y Martin Mostajo de la ciudad de Totora, después de va-rios años de experiencia como maestro decidió viajar a la ciudad de La Paz en busca de mejores oportunidades.

Los años 60’ abrió la “Academia de Acordeón Hernán Rivera Unzueta”, que funcionaba en la calle Ingavi entre Yana-cocha y Junín de la ciudad de La Paz, a media cuadra de la Plaza Murillo, grabó 8 discos entre pequeños y LPs de inconfundible estilo, tenía el único acordeón que había llegado a Bolivia, de 185 bajos de color azul marca Hohner, dedicando sus éxitos a su querida Totora a la que siempre llevó en su corazón, grabando temas como: “Amigo”, “Claveles rojos”, “Curahuara de Carangas”, “Decepción”, “El minero”, “Los pajarillos”, “Noches de Sucre”, “Tus miradas” y otros temas, que son clásicos en la interpretación en el acordeón de Don Hernán Rivera.

Maestro del acordeón, compositor y pedagogo, fundó el Colegio American School que hasta el día de hoy sigue en actividad, con los ciclos primaria y secundaria, luego abrió una Universidad privada habiendo educado a varias generaciones de jóvenes.

Gracias a su vocación al arte musical creó el “Festival Nacional de Piano”. Este evento ha sido declarado por ley 4113 como Patrimonio Cultural de Bolivia, se realiza anualmente en la localidad de Totora, Festival que lleva su nombre co-mo homenaje a su meritoria carrera. El pasado año 2015 se realizó la XII versión donde asistieron pianistas de todo el país, participaron cerca de 160 concursantes, El Maestro Rivera fue condecorado, con distinciones al Mérito Artístico y Cultural, así también fue declarado “Hijo Predilecto de Totora”.

Don Hernán Rivera Unzueta falleció el 3 de febrero de 2010 a la edad de 80 años en la ciudad de Cochabamba.

El Acordeón ha tenido importantes in-térpretes como: Macario Pinto en Cbba., Víctor Hugo Zegada del Conjunto “Los Planetas”, Dulfredo Peñaranda, Pepito Fernández y Oscar Rojas Caballero del conjunto “Los Brillantes”, Hugo Daza, Jo-sé Barba del “Trio Oriental”, Julio Rodrí-guez Berrios de “Los Ases Andinos”.

Prof. Eliodoro Nina

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Arte, Pintura, Cultura, Teatro