miércoles, 17 de febrero de 2016

Homenaje al maestro de la acuarela Ricardo Pérez Alcalá, el “gran ausente”


UNA DE LAS OBRAS DEL ARTISTA PÉREZ ALCALÁ.

“Ricardo Pérez Alcalá, el Gran Ausente” es el libro que será presentado mañana a las 19.30, en el Museo Nacional de Arte, como un homenaje al maestro de la acuarela boliviana.

La investigación contó con financiamiento de la Fundación Cultural del Banco Central de Bolivia (Fcbcb). El libro fue escrito entre 2014 y 2015 por Paz Soldán y contó con el apoyo de la familia de Pérez Alcalá, que siguió el proceso de cerca.

El libro cuenta, además, con textos inéditos de Pablo Pérez, hijo del artista y de Javier Fernández. Ricardo Pérez Alcalá (Potosí, 1939–La Paz, 2013) fue uno de los artistas más notables que ha tenido Bolivia en el siglo XX, siendo la pintura en acuarela lo más representativo de su arte, aunque él mismo rechazara el encasillamiento dentro de esta técnica.

En primera instancia se imprimirán 500 ejemplares de esta biografía que tendrá más de 100 páginas.

Además, de obras del artista que engloban sus inicios, su vida en México y su etapa final –por las que se pagarán derechos de autor a su familia–, esta biografía contendrá los textos inéditos: “Pérez Alcalá, arte y pensamiento”, escrita por su hijo Pablo Pérez Ayala y “La prodigiosa luminosidad” de Javier Fernández, uno de los críticos de arte más importantes del país.

¿QUIÉN FUE RICARDO PÉREZ ALCALÁ?

Ricardo Pérez Alcalá (Potosí, 30 de julio de 1939 - La Paz, 23 de agosto de 2013) fue reconocido como uno de los mejores acuarelistas de Latinoamérica.

Tras ganar de niño el Concurso Nacional de Pintura Infantil, estudió en la Academia de Bellas Artes de Potosí y realizó su primera exposición con solo quince años, logrando vender una treintena de obras. En La Paz estudió arquitectura pero se dedicó profesionalmente a la pintura. En la Bienal de Sao Paulo de 1969 fue el representante boliviano. Siguió luego viajando y exponiendo por Ecuador, Perú y Venezuela. Se trasladó después a México, donde vivió desde 1979 a 1990. Allí obtuvo el Premio Nacional de Acuarela en cuatro ocasiones en la década de 1980. En Colombia ganó el Premio a la Excelencia (2006) y el Gran Premio (2009) en la la Trienal Internacional de Acuarela. En 1994 fue reconocido por la Cámara de Senadores con la Medalla de Oro.

Profesor de la Escuela de Arte de El Alto, se le ha considerado un maestro "generoso" en la enseñanza de las técnicas pictóricas.

HABLAN DEL ARTISTA

Al respecto del artista, extractamos parte de la presentación del Presidente de la Fundación Cultural del BCB, Homero Carvalho, quien señala: “Entre los críticos y conocedores de las artes plásticas existe consenso en afirmar que Ricardo Pérez Alcalá fue el mejor acuarelista nacido en Bolivia y, sin duda alguna, uno de los más asombrosos y prolíficos pintores y escultores que ha dado nuestro país”.

Algunos lo consideran un mago de los pinceles, un maestro de los colores y de las técnicas que nos sorprendía cada vez que nos presentaba una pintura.

En la obra de Pérez Alcalá existe un gran misterio, un enigma que solamente puede ser revelado por el espectador, de esa manera nos involucra en la creación y en la resolución de la misma. Los expertos han afirmado que era surrealista, hiperrealista y realista mágico, tal fue todas estas cosas pero no por separado y fue mucho más que eso. Fue un maestro, aunque nunca quiso que se lo considerara como tal; sin embargo, formó a varios jóvenes acuarelistas a quienes les enseño a encontrar sus propios estilos, sin imposiciones de ninguna clase, solamente como guía, como un consejero.

Esta joya bibliográfica no hubiera sido posible sin el apoyo de la familia del maestro Ricardo Pérez Alcalá, quienes permitieron acceder a la obra del gran pintor.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Arte, Pintura, Cultura, Teatro