domingo, 22 de noviembre de 2015

Orquesta Sinfónica Oruro demostró su gran nivel de ejecución musical

Los integrantes de la Orquesta Sinfónica de Oruro, recibieron la ovación del público que aplaudió de pie la gran ejecución musical y el profesionalismo demostrado por cada uno de sus integrantes, en el acto de homenaje a los 409 años de la Fundación de la Real Villa de San Felipe de Austria, que realizaron la noche del viernes.

La presentación se realizó en el salón "Luís Ramiro Beltrán Salmón" del municipio a invitación de la Secretaría Municipal de Cultura, lugar donde el público que colmó los ambientes quedó fascinado al escuchar música clásica como: El Lago de los Cisnes de Piotr Tchaikovsky; Suite de Carmen de Georges Bizet; Sinfonía 8 de Franz Schubert y Danza Hungara 1 y 2 de Johannes Brahms.

Pero la música nacional no se dejó esperar, pues después de un descanso de cinco minutos, la Orquesta Sinfónica de Oruro, provocó la alegría de los asistentes al escucharlos ejecutar los temas: Uru de Víctor Jiménez; Rosa Carmín de Néstor Olmos; el taquirari ¡Oh! Mi Oruro, de Gregorio Gutiérrez y la cueca Adiós Oruro del Alma de Jesús Elías.

Recordó que la Orquesta Sinfónica de Oruro, va cumpliendo su mayoría de edad, pese a que fue fundada en 1921 pero que por azares del destino fue refundada aproximadamente en cuatro oportunidades siendo la última el 2006.

Explicó que los actuales músicos de la Orquesta ya tienen su mayoría de edad respecto a la ejecución de instrumentos, tal cual se pudo advertir en la presentación de un repertorio difícil por ser de carácter universal que corresponde a un nivel sinfónico debido a la madurez y dedicación de los integrantes.

La presencia de antiguos integrantes que fueron invitados para la oportunidad, fue algo importante que llenó de placer a los integrantes de tan prestigiosa orquesta como Ramiro Jiménez; Edwin Canaza, Flavio Mejía todos orureños que integran actualmente la Sinfónica Nacional por su calidad y talento musical. Entre otros Elías mencionó la presencia de Andrea Cusicanqui, Walter Colque como invitados especiales.

De esta manera el salón "Luís Ramiro Beltrán", se llenó de música exclusiva con la ejecución de violines, violas, chelos, contrabajos, clarinetes, trompetas, oboes, flautas y en percusión tambor, platillos, timbal, castañuelas y pandero.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Arte, Pintura, Cultura, Teatro